16/02/21

Carrió presentará una denuncia por la compra de Edenor

Apunta contra los empresarios y Sergio Massa por “abuso de información privilegiada” y “tráfico de influencias” en la adquisición de la eléctrica. Extrañas coincidencias con De Vido.


Estancia. Su refugio de la pandemia, en Exaltación de la Cruz. | INSTAGRAM

La Coalición Cívica, con Elisa Carrió a la cabeza, llevará el próximo miércoles a la Justicia una denuncia por presuntas irregularidades en el proceso de compraventa de Edenor, concretado sobre finales de 2020, ante la sospecha de la existencia de “abuso de información privilegiada” y de “tráfico de influencias” para llevar adelante la operación.

El texto al que tuvo acceso PERFIL apunta contra los empresarios Daniel Vila, Mauricio Filiberti y José Luis Manzano, quienes el día 28 de diciembre de 2020 compraron el paquete mayoritario de acciones de la empresa de energía a Pampa Energía, de Marcelo Mindlin. De acuerdo a la denuncia que firman los diputados Juan Manuel López, Maximiliano Ferraro, Mariana Zuvic, Marcela Campagnoli, Paula Oliveto y Mónica Frade, la venta del control de Edenor se ubicó “muy por debajo de la cotización de mercado que tiene una compañía que cuenta con 3,2 millones de clientes y representa aproximadamente el 20% de la demanda total de electricidad en el país”.

Para graficarlo, en la denuncia se expresa que “la acción de Edenor llegó a superar los US$ 60 en el mercado de Nueva York hacia principios de 2018” pero en la actualidad, “tras las sucesivas suspensiones de la actualización de las tarifas, ese valor se desplomó a alrededor de US$ 4”.

Pocos días después de la transacción, los diputados de la Coalición Cívica elaboraron a principios de enero un informe en el que apuntaban contra Filiberti, dueño de la empresa Transclor y conocido como el “Señor Cloro”, por ser un “proveedor privilegiado de la empresa Aysa”, cuya titularidad hoy está a cargo de Malena Galmarini, la esposa de Sergio Massa. La denuncia judicial próxima a ser presentada profundiza sobre el asunto y pone la lupa sobre la “relación entre los compradores del paquete mayoritario con funcionarios públicos”.

En ese contexto, indica que “es clara la vinculación entre José Luis Manzano, Daniel Vila y Mauricio Filiberti con el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, y la presidente de Agua y Saneamientos Argentinos AYSA, Malena Galmarini” y cita algunos textuales de Vila en el que admite estrechos vínculos con el tigrense.

Plantea la inclusión de un artículo al Presupuesto que permitiría “politizar” una deuda

En concreto, plantea las sospechas en torno a la incorporación de un artículo en el Presupuesto 2021, votado sobre finales del año pasado, que permitirían “politizar” una deuda de 225 millones de dólares que mantiene Edenor con Cammesa, a la que también le debe la distribuidora Edemsa, cuyos titulares son los compradores de Edenor Vila y Manzano, por una suma cercana a los 120 millones de dólares.

“Antes de esta Ley de Presupuesto, la deuda de las distribuidoras eléctricas era materia de negociación entre dos empresas, la distribuidora y Cammesa. Sin embargo, de ahora en más el deudor deberá discutir la deuda con la Secretaría de Energía, donde se verá cada caso en particular”, dice el escrito que cuestiona la incorporación en la negociación sobre las deudas del organismo que comanda Darío Martínez y que implicaría que “esa deuda con Cammesa pueda ser licuada casi por completo”.

Sobre este punto alertó el ex ministro de Planificación Federal Julio De Vido, acérrimo enemigo de Elisa Carrió, pero que pareció coincidir en, al menos, un concepto en torno a la situación en Edenor. “Sergio Massa ya que te preocupa tanto la cuestión de la corrupción, sería bueno investigar desde el Congreso la operación de venta de Edenor, tanto a los compradores como al vendedor, pero fundamentalmente a los que desde el Estado intermediaron la operación”, cuestionó De Vido a través de las redes sociales.

El ex ministro cumple domiciliaria por supuestos desmanejos de dinero público en la causa Río Turbio y mantiene su enfrentamiento con el referente del Frente Renovador.

“Dispuesta” a competir por la gobernación de Buenos Aires

Elisa Carrió confirmó sus intenciones de postularse en la provincia de Buenos Aires y dijo estar “dispuesta a ser candidata a gobernadora” en 2023. Los primeros movimientos electorales hicieron elevar el perfil de la referente de la Coalición Cívica que renunció a su banca de diputada nacional en marzo de 2020 pero que demostró que quiere volver al ruedo electoral.

“A lo mejor, hay un candidato mejor que yo en la provincia o candidatos que midan más y puedan hacer una mejor campaña”, admitió Carrió , que también podría llegar a competir por algún cargo legislativo en 2021.

Dentro de ese plan, aseguró que Horacio Rodríguez Larreta “es el candidato presidencial de Juntos por el Cambio” y anticipó que en la próxima semana se reunirá con intendentes radicales y con la ex gobernadora María Eugenia Vidal para ir trazando el rumbo hacia los comicios. Lilita ya llevó adelante varias reuniones con dirigentes de Juntos por el Cambio en su casa de Exaltación de la Cruz, entre los que también figuraron la titular del PRO Patricia Bullrich y el intendente de Vicente López y jefe del PRO bonaerense Jorge Macri, con quien logró pulir viejas asperezas.

“Lo importante es lograr la unidad de Juntos por el Cambio. Se está trabajando muy bien en la Provincia entre las tres fuerzas y se está logrando una unidad muy fértil”, celebró Carrió.

Fuente: Perfil