10/03/20

Luz y Fuerza, en contra de vender la turbina de Ingentis: pide ponerla a producir energía

El secretario general del gremio, Héctor González, salió al cruce de versiones que indican que operadores políticos del Gobierno estarían intentando desprenderse del equipo, valuado en 12 millones de dólares, que nunca llegó a la Provincia y está en un depósito en EE.UU. desde 2008.


Se compró en 2008 pero nunca llegó a Chubut. Se trata de una turbina generadora de energía con capacidad de 100 Mw que tiene un valor de mercado cercano a los 12 millones de dólares y distintos gobierno provinciales (desde Mario Das Neves hasta Martín Buzzi) intentaron traerla pero nunca pagaron los onerosos costos de alojamiento acumulados en un depósito en la ciudad de Houston, Texas, en Estado Unidos, y entonces el equipo nunca se movió de ahí.

Ahora, luego de que trascendiera que algunos operadores políticos vinculados al Gobierno provincial estarían impulsando la venta de la turbina que iba a ser parte del fallido proyecto Ingentis, el secretario general de Luz y Fuerza de la Patagonia, Héctor González, salió al cruce de esa intención que tendrían algunos cerca de Fontana 50. “Sería mucho más conveniente aprovechar con sensatez y sentido estratégico esa turbina, en lugar de ofrecerla por un monto de dinero que no resolverá ninguna de las cuestiones complejas que hoy nos aquejan. Debería ser aplicada a consolidar un plan energético que dé comienzo a proyecto estratégico de desarrollo de nuestra provincia”, reclamó el líder gremial consultado por Jornada.

- La historia de la tan mentada turbina de Ingentis parece una historia de nunca acabar.

Es que más allá de que el proyecto Ingentis fue un proceso frustrado respecto de su diseño original, esa turbina constituye un activo disponible para aplicar al proyecto de política energética que en Chubut se comenzó a traslucir desde la puesta en funcionamiento del Ente Regulador de los Servicios Públicos (ENRE)), reforzado por la creación de la Subsecretaría de Energía en el ámbito del Ministerio de Infraestructura, Energía y Planificación. La idea de interconectar a las localidades del interior que tienen generación energética aislada, es parte de una visión estratégica para desarrollar un nuevo modelo que mejore la matriz productiva y, por ende, los ingresos de nuestra provincia.

-¿Qué importancia tiene la creación de un empresa provincial de energía?

Esta perspectiva energética de la que hablo deberá complementarse en el mediano plazo con la consolidación de una empresa provincial de energía que marque un rol activo del Estado en los distintos desarrollos energéticos que ocurren en nuestra provincia. Somos un aportante relevante a nuestro país de energía en sus distintas formas y con un especial énfasis en energía eléctrica de base renovable. Pero increíblemente no poseemos una estructura gubernamental que se adecue a esta característica.

-¿Cree usted que todavía hay chances de recuperar esa turbina en vez de venderla?

Sería mucho más conveniente aprovechar con sensatez y sentido estratégico esa turbina, en lugar de ofrecerla por un monto de dinero que no resolverá ninguna de las cuestiones complejas que hoy nos aquejan. De ser aplicada a consolidar el armado de un plan energético que dé comienzo a proyecto estratégico de desarrollo de nuestra provincia, tendrá seguramente un valor y una significación muy superior, tanto cuantitativa como cualitativamente.

-¿De qué números estamos hablando?

Si tomamos como base un contrato de provisión de energía que se aplicó a la turbina gemela a la que se pretende malvender en, según trascendió, unos 12 millones de dólares, que formaba parte también del proyecto Ingentis, tendríamos que una vez localizada e instalada, podría facturar aproximadamente 1.900.000 dólares mensuales en concepto de potencia. Es decir, por estar instalada y disponible, más la energía que produjese cada vez que el sistema le requiera energía eléctrica.

-¿Y cómo se podría instrumentar esta última opción?

Esta posibilidad supone una negociación con la Secretaría de Energía de la Nación, en función de concretar ese contrato para luego poder asociar a la Provincia con algún inversor, que podría ser YPF Luz, por ejemplo, para el desarrollo del proyecto. Insisto, esta opción redundará mucho más aplicando productivamente la turbina que vendiéndola como si fuese un objeto molesto.

Fuente: Jornada