06/03/20

"Estamos en conversaciones con Nación para volver al anterior esquema de subsidios al transporte"

El funcionario de Axel Kicillof reveló que desde que asumieron ya erogaron $ 7 mil millones en subsidios de transporte y energía. Trasladado a todo el 2020: "Es un número que no podemos pagar", anticipó.


Agustín Simone fue uno de los economistas del bautizado grupo de los "Siete Fantásticos", que acompañaron el periplo de Axel Kicillof para llegar a la gobernación de Buenos Aires. Su paso por una oficina del municipio de Mercedes le permite, hoy, entender a los intendentes desesperados por obra pública que van a golpear su puerta en el ministerio de Infraestructura y Servicios Públicos. El escenario no es el ideal: un presupuesto estresado, contratos paralizados y subsidios que no pueden pagar, y a la espera de la reestructuración tanto de la deuda nacional como la propia.

- A casi 3 meses de asumir, cómo se encuentra hoy el Ministerio

- Encontramos un ministerio con un agotamiento presupuestario. Tuvo un buen presupuesto en 2017 y después, con la crisis y el corte del endeudamiento más el acuerdo con el FMI, se tradujo en una reducción del presupuesto. Lo que implica un 2019 a mismos valores corrientes que 2017. Eso generó que las obras se fueran ralentizando; otras canceladas o neutralizadas, frenadas de común acuerdo con contratistas sin dar de baja el contrato. Y otras que su porcentaje de avance ha sido mínimo. Tenemos obras empezadas en 2014 y 2015. Había mucha cosmética. Y, con fines electorales se usó todo el presupuesto del año hasta agosto, cuando se cortaron los pagos.

- De cuántas obras se trata

- Entre neutralizadas y paralizadas son $ 11 mil millones, más de 100 obras. Para dimensionar: el presupuesto total del 2019 fue en bienes de uso fue $ 14 mil millones y otros $ 10 mil millones de transferencias a los municipios. También hay obras por $ 50 mil millones con el 50 promedio de ejecución, algunas están al 80 y otras al 20. Hay situaciones insólitas como viviendas que están al 90 hace dos años, les falta muy poco para terminar. Y otras que en octubre se le dieron un adelanto financiero del 10. Por motivos electorales, tenés estresado el presupuesto, y en los últimos meses inicias una obra.

- Cree que la idea era colgar el cartel de obra en campaña

- Es la impresión que me da. Y hay casos de obras con problemas de ingeniería. Un caso, hay un puente en la autopista Buenos Aires-La Plata, a la altura de City Bell, sin el proyecto ejecutivo terminado. Y es un camino que termina en un arroyo. Se debería haber hecho otro puente que no está proyectado por Aubasa, lo que triplicaría el presupuesto original.

- En este contexto económico complejo, cómo se puede salir de esta parálisis

- La situación es muy difícil. No puedo decir hoy cómo lo vamos a resolver. Lo que estamos haciendo es priorizar qué es lo más importante a la espera de qué pasa con la deuda. Axel dijo que los vencimientos son por $ 220 mil millones y el ejecutado de nuestro ministerio en 2019 fue de $ 20.000 millones. Lo que estamos trabajando es en el financiamiento externo multilateral. Otra característica de los últimos 4 años es que la ejecución promedio de este tipo de préstamos fue del 6, nada. Y por no usarlos se pagaron comisiones de compromiso. Ahora estamos hablando con los bancos para que estiren los plazos, les dijimos que vamos a hacer esas obras.

- Qué ocurrirá con los subsidios que Nación transfirió a provincia y Ciudad

- Estamos en conversaciones con Nación para volver al esquema anterior. El año pasado se pagaron $ 26 mil millones y este año calculamos mínimo $ 60 mil millones. Desde que asumimos en diciembre hasta la semana pasada pagamos $ 7 mil millones de subsidios. La mayoría de transporte y el resto, en energía para la tarifa social.

- En la Ciudad también hay quejas...

- Pero como en todas las cosas que hicieron: provincia paga el 70, Nación el 20 y Ciudad el 10. El esquema de hoy es el peor de los posibles. Nación le pasa los subsidios a provincia, pero se queda con la atribución del valor del boleto, el precio del combustible, y es el que negocia las paritarias con los sindicatos. Maneja todas las variables. Para la provincia es un número que no tenemos cómo pagarlo.

- Kicillof repitió en la Legislatura que están revisando el cuadro tarifario: Habrá aumentos

- Estamos en un periodo de análisis de 180 días. Partimos de cero, no había ningún control. Se firmó una resolución con la que ellos pusieron un sistema de ajuste automático. De las proyecciones macro que tenían no se cumplió ninguna. Las empresas tenían que invertir pero no se controló lo que invirtieron. Las tarifas deben ser pagables.

- Y quién subsidiaría los aumentos

- No planteamos un sistema de subsidios de tarifas. La empresa tiene su ganancia y los usuarios una tarifa que puedan pagar. Con esas dos variables hay que ver si el plan de inversiones es sustentable. En la provincia se paga un 26 por encima de la media nacional. No sé si es justo que en Buenos Aires se pague más de luz que en Santa Fe.

- Con el tema deuda, están peor en provincia que en la Nación

- Creemos que la deuda como fue tomada y en sus plazos no es sostenible. En Nación es más complejo pero en provincia estamos más acotados en herramientas. Si esta deuda tuviera plazos de 30 años, por ahí no tendríamos problemas. Se tomó deuda con organismos multilaterales, a tasas bajas para inversión y a 30 años. No es que está mal dogmáticamente una deuda dolarizada.

- Uno de los reproches del discurso de Kicillof fue la falta de proyectos de ley...

- Estamos una situación de crisis. El discurso estuvo enmarcado en eso. No te puedo decir hoy que vamos a invertir u$s 2 mil millones. Ese es mi objetivo, sé que hoy no estoy en condiciones de anunciarlo porque sería una promesa vacía. El gobernador trató de mostrar las dificultades que tenemos y planteó prioridades: salud, educación, ayuda a las pymes. Desde el primer día nos pusimos a trabajar en un plan estratégico, para los próximos 5 y hasta 20 años. Hay que hacerlo para presentárselo a los inversores.

- Viene de una recorrida con su par nacional Gabriel Katopodis: Se imagina una convivencia similar con Rodríguez Larreta

- Es necesaria. Hay que lograr entenderse con la Ciudad. Hay transporte compartido, energía, entre otras cuestiones que nos cruzan.

- Y con los intendentes

- Nos reunimos muchísimo. Vengo de ser secretario de Economía de un municipio, en Mercedes. Los que conocen la realidad del territorio son los intendentes. Estamos hablando qué creen ellos que sus municipios necesitan.

- Se dice que los alcaldes peronistas están enojados...

- Todas las reuniones fueron de absoluta cordialidad. Entiendo que ellos están preocupados, como nosotros, porque es una situación de incertidumbre. No es enojo, hay preocupación.

- Ellos denunciaban discriminación en la obra pública vidalista: Fue así

- Te lo puedo confirmar. Por cada peso que se hizo en un municipio peronista, por habitante, se invirtieron $ 3 en los de Cambiemos. Y hay algunos distritos del PJ muy abajo en términos de inversión y otros de Cambiemos muy arriba, en una relación de 20 a 1,

- También el vidalismo llegó a quejarse de que Macri beneficiaba a Larreta...

- Sí. En el tema de los subsidios la provincia fue muy perjudicada. Lo que criticamos a Vidal es que no defendió a la provincia de muchas cosas que hizo la Nación.

- Tampoco Daniel Scioli dejó una panacea...

- La provincia no es una panacea. No lo fue nunca. Tiene un gran problema de Coparticipación, con ingresos que no alcanzan. Pero si tomamos viviendas, por ejemplo, es mucho más lo que se hizo de 2003 a 2015 que en los últimos 4 años, en un promedio de 8 mil por año a 2 mil.

Fuente: El Cronista