07/11/18

Conflicto en puerta: Bolivia reclama por una deuda y Argentina quiere comprarle menos gas

Funcionarios de Evo Morales dicen que ejecutarán una garantía de US$ 140 millones si el país no paga.


Evo Morales, presidente de Bolivia y Mauricio en la ceremonia de asunción de Sebastián Piñera, en Chile, a principio de año. Fuente: Reuters

Bolivia decidió ejecutar la boleta de garantía valuada en más de 140 millones de dólares por lo que considera un incumplimiento de Argentina a los pagos por la compra del gas natural boliviano, según dijo el lunes el ministro de Hidrocarburos del país vecino.

"Son cerca de dos facturas impagas, pero ya vienen hace mucho tiempo, vamos a ejecutar las boletas de garantía", aseguró Luis Alberto Sánchez, según un reporte de la Agencia Boliviana de Información (ABI), difundió la agencia EFE.

El ministro boliviano sostuvo que se trata de un tema que se está trabajando y que se ciñe a lo establecido en el contrato de venta del hidrocarburo contraído entre ambas naciones.

De acuerdo con ABI, el ministro de Hidrocarburos señaló el mes pasado que la deuda acumulada de Argentina por el consumo de gas llegaba a los US$ 320 millones, pero otras fuentes hablan de hasta US$ 400 millones.

Pese a ese incumplimiento, dijo, Bolivia mantendrá la provisión regular del energético a ese país vecino. Y aquí radica el otro problema: el incremento en la producción de gas en Vaca Muerta está haciendo que Argentina recorte la demanda de gas. Según trascendió también lo está haciendo Brasil, lo que perjudicaría fuertemente el ingreso de divisas del país que preside Evo Morales. Javier Iguacel, secretario de Energía, dijo el mes pasado que, en dos años, el gas boliviano no será más necesario.

Las exportaciones de gas natural boliviano a la Argentina disminuyeron de un promedio de 16,09 millones de metros cúbicos día a 11,66 en octubre, de acuerdo con datos reportados por YPFB y elaborados por la Gobernación de Tarija. Incluso el volumen de la última semana de octubre cayó hasta 7,19, el día 30. Esta baja representa un ahorro para Argentina (y pérdida para Bolivia) de unos US$ 50 millones mensuales.

Desde Energía aseguran que se mantienen negociaciones tanto por la deuda como por el recorte de demanda. De hecho, el ministro boliviano tiene previsto venir al país la semana que viene para conversar sobre la situación de la deuda además de los volúmenes exportados.

Fuente: Clarín