27/08/18

Pulseada por el subsidio al gas

El anuncio del incremento de la producción de Tecpetrol disparó el alerta sobre el nuevo Plan Gas y la suerte de los bloques en espera. A un trimestre de terminar el primer año del plan quinquenal, más de la mitad de los proyectos presentados aún no fueron aprobados y temen quedar sin lugar.


El objetivo de la Resolución 46/2017, que instauró el nuevo Plan Gas, era incentivar los desarrollos orientados a la extracción de gas no convencional por medio de un estímulo en los precios. La norma se dio en un momento de transición luego de la crisis que casi paralizó las actividades en Vaca Muerta y según planteó el nuevo ministro de Energía de la Nación, Javier Iguacel, “fue exitoso, porque las inversiones llegaron”.

Pero más allá de esos resultados, lo cierto es que sobre una nómina de 19 desarrollos que se inscribieron para acceder al plan y que tuvieron el primer visto bueno de los gobierno provinciales, sólo 7 lograron tener la aprobación definitiva de Nación y son 12 los que, a poco más de tres meses de finalizar el año, aún siguen en la lista de espera.

Pero en los últimos días la espera se tornó amarga luego de que el CEO del Grupo Techint, Paolo Rocca, anunciara que Fortín de Piedra incrementará su planteau de producción para pasar de 17 a 22 millones de metros cúbicos de gas por día.

Fortín de Piedra fue el primer desarrollo en ingresar a la Resolución 46 y, de hecho, es el único que estaría al día con el cobro del subsidio que hasta diciembre le garantiza 7,50 dólares por cada millón de BTU.

En diálogo con “Río Negro Energía”, el CEO de Tecpetrol, Carlos Ormachea, reconoció la semana pasada que “hemos venido cobrando regularmente el 85% que se paga de manera adelantada del plan. Hubo un pequeño atraso con el cambio de autoridades pero creo que ya se resolvió. Y el 15% estaba un poco más demorado pero ya se empezaron a liquidar los primeros meses”.

La resolución 46/2017 fijó el programa de estímulo a la producción no convencional, al que sólo un puñado de desarrollos lograron ingresar.

La nómina

7 proyectos fueron aprobados por Nación para percibir el precio diferencial. Son de shale y tight gas.

12 son los desarrollos que aguardan la aprobación. Todos se ubican en Neuquén.

La preocupación radica en que desde el ministerio de Energía se deslizó que, acorde a las políticas de recortes de subsidios que lleva adelante el gobierno nacional, el nuevo Plan Gas también tendría un tope que sería de entre 50 y 60 millones de metros cúbicos por día.

El anuncio de Tecpetrol de llevar su producción a 22 millones de metros cúbicos representa que, si no se fijan cupos para el pago, el desarrollo del Grupo Techint prácticamente absorbería la mitad de los recursos del plan. Una situación que no escapa ni a las petroleras que aún esperan la aprobación, ni tampoco a las que ya tuvieron el visto bueno.

“La única verdad es la realidad y la realidad es que hay un programa de inversión que fue el que se firmó a la hora de autorizar que cada desarrollo ingrese al plan”, contó una fuente del sector en referencia a que los volúmenes máximos de producción fueron acordados.

Quienes comparten esa postura sostienen que ni Tecpetrol ni ninguna otra de las operadoras podrá incrementar su producción indefinidamente aspirando percibir por ese nuevo total el precio diferencial que el año que viene les garantiza 7 dólares por millón de BTU, es decir casi el 3 dólares por sobre el valor del mercado interno.

Y en alusión a la seguridad jurídica se indicó que “el Estado se comprometió a pagar hasta el volumen acordado, el resto corre por riesgo de cada compañía”.

En números

7,50 dólares por millón de BTU es el precio que se reconoce este año. Luego reduce 50 centavos por año hasta el 2022.

50 millones de metros cúbicos por día sería el tope que el gobierno estaría dispuesto a subsidiar.

La semana pasada Iguacel explicó que, con los proyectos en espera, busca aprobar los referidos al shale gas de Vaca Muerta, con lo que dejaría fuera a la mitad de la lista que corresponden a tight gas. Pero también indicó que busca que lleguen a todas las operadoras, en una suerte de reparto del incentivo y anunció que la reapertura de las exportaciones de gas estará atada al pago del subsidio.

Precisamente ayer se publicó la Resolución 104/2018 de exportación, en la cual el gobierno fijó que si una operadora tiene el subsidio del nuevo Plan Gas y exporta, el volumen exportado -sea convencional o no convencional- se descontará del volumen que se reconoce para el cálculo del subsidio.

La normativa difiere de lo que había anticipado Iguacel la semana pasada cuando dijo que “el gas de un desarrollo con la Resolución 46 no se va a poder exportar”, dado que en el texto final sí se autoriza esa modalidad.

Esta modificación impacta con fuerza en Fortín de Piedra que ahora sí podrá exportar su producción, funcionando a la vez como una suerte de liberación del cupo del subsidio.

Las fuentes consultadas coincidieron en que las negociaciones para definir cómo se fijará el techo y el cupo del programa de estímulo a la producción continuarán, pero también señalaron con preocupación que mientras el año pasado hubo 7 anuncios de nuevos desarrollos este año, con el plan paralizado, fueron menos de la mitad.

Ormachea: “Estamos inyectando 11 millones de metros cúbicos”

El CEO de Tecpetrol, Carlos Ormachea, no oculta su entusiasmo con el avance del desarrollo insignia de la compañía, Fortín de Piedra, y explicó que “ya estamos inyectando 11 millones de metros cúbicos a 9.300 calorías por día y esperamos cerrar el año con 14 millones”.

La evolución de la producción que se extrae de los poco más de 50 pozos en actividad es superior a la inicialmente prevista por la empresa.

Es que así como se esperaba alcanzar recién para el primer semestre del año entrante los 14 millones de metros cúbicos con los que ahora proyectan cerrar el año, fue el CEO del Grupo Techint, Paolo Rocca, quien reconoció días atrás que la firma elevó el plateau de producción del área para llevarla de 17 a 22 millones de metros cúbicos por día, el equivalente a un tercio de la producción total de gas de la provincia de Neuquén.

En diálogo con “Río Negro Energía”, Ormachea , reveló que el fin de semana se conectó “la CPF (central production facility)” y detalló que “estamos pasando 4 millones de metros cúbicos por día”.

La planta de procesamiento es la última gran obra que faltaba completar del desarrollo dado que desde mayo el gasoducto de comercialización está siendo utilizado y en febrero se completó la planta de tratamiento temprano de gas.

Pero Fortín de Piedra no es sólo gas, dado que también cuenta con una producción de shale oil asociada que Ormachea explicó que está incrementado su producción.

“Ahora estamos produciendo un promedio de 5.000 barriles por día sólo de ahí, de Vaca Muerta, es una buena cantidad al año y va a aumentar”, remarcó el CEO de Tecpetrol.

Para Ormachea “Fortín de Piedra es el proyecto más importante que tenemos en la compañía, es el más importante en la historia de Tecpetrol”, pero remarcó que “tenemos una expectativa muy grande puesta en Vaca Muerta, más allá de lo que es Fortín de Piedra, tenemos una expectativa muy grande de lo que puede ser Vaca Muerta para la Argentina”.

En ese sentido, Ormachea repasó los trabajos exploratorios que la firma lleva adelante en otros cuatro bloques de la Cuenca Neuquina con destino a shale gas y shale oil en el caso de Los Toldos II. “Hemos hecho las primeras perforaciones y estamos empezando a ensayar los pozos y todos hasta ahora parecen buenos pero son recientes”, detalló Omarchea.

Fuente: Revista Petroquímica