20/07/18

Aunque el gobierno provincial frenó un proyecto para legalizarlo, Uber presiona y avanza en La Plata

Quieren evitar enfrentamientos con los taxistas, que el 1° de agosto harán un paro.


Protesta de taxistas contra uber en La Plata

La polémica y la pelea contra las aplicaciones que se usan para contratar traslado de pasajeros se replica en ciudades del conurbano y La Plata ya tiene su propia disputa. Brigadas “caza Uber”, protestas de choferes de autos de alquiler y ahora el anuncio de una huelga para principios de agosto forman parte de esta lucha que toma impulso.

En La Plata y en la Provincia, rige la anomia sobre este sistema. Las redes de transporte, como Cabify, UBER y Lyft no están reguladas. Un axioma jurídico vigente expresa que "lo que no está prohibido, está permitido". Y eso ocurre con la contratación de viajes en vehículos que no tienen habilitación como taxis o remises.

El diputado provincial Guillermo Castello (de la Coalición Cívica aliada de Cambiemos) presentó un proyecto que busca reglamentar el trabajo en suelo bonaerense. "Hay una situación de incertidumbre y vacío legal. No hay regulación clara sobre lo que está o no permitido. Además, el avance tecnológico hace necesario renovar la legislación", son los argumentos del legislador.

La propuesta contempla la modificación del artículo 4 del Decreto Ley 16.378/57, para incorporar la posibilidad de dejar habilitados en todo el territorio provincial los medios tecnológicos y plataformas de telefonía celular para operar como intermediarios entre usuarios y empresas de redes de transporte.

Pero la normativa no avanzará. Esa fue la sugerencia que llegó desde el Poder Ejecutivo provincial. No quieren abrir un conflicto con los choferes de taxis. Los legisladores de la comisión de Transporte los convocaron para una reunión donde les darán garantías de que la ley pro Uber no se debatirá.

Ese trámite legislativo tiene menos turbulencias que las reacciones callejeras. La semana pasada, el secretario general del Sindicato de Conductores de Taxis de La Plata, Juan Carlos Berón, anunció que el próximo 1° de agosto harán una medida de fuerza para luchar contra el desembarco de Uber en la ciudad. Los remiseros –agrupados en otra entidad gremial- se sumarían a la protesta y La Plata se quedaría sin transporte en autos de alquiler ese día.

Uber también juega en esta disputa legal. A través de un comunicado, la compañía avaló el proyecto. “Hoy existen avances en distintos distritos del país para incorporar las nuevas tecnologías a las regulaciones locales. Esperamos poder operar en todo el país con leyes que enmarquen la actividad, den seguridad a los miles de argentinos que están usando la plataforma para ganar dinero y beneficien a las ciudades con nuevas soluciones de movilidad que ayuden a reducir la congestión", dijeron en las redes.

La batalla contra la aplicación que tiene sede en los Estados Unidos se presenta en el plano gremial y también en otros escenarios. El Concejo Deliberante de Berisso sancionó una ordenanza contra el “transporte ilegal” que multa con hasta $ 40 mil a quien no tenga licencia y habilitación.

Desde hace semanas, la Unión de Propietarios de Autos Taxis (UPAT) realiza una variante de persecución a choferes contratados por aplicación: los llaman Operativos Anti Uber y se pueden ver por Youtube. Consiste en contratar un viaje como pasajero, pero al coche sube algún representante de la asociación que lleva al chofer directo hasta un control municipal que luego le labra una infracción. “A los taxistas nos quieren sacar del mercado pero somos laburantes y vamos a defender nuestras fuentes de trabajo", dijo el jefe de la UPAT, Gustavo Vitale. En La Plata hay 2.131 licencias de taxis y trabajan alrededor de 3 mil choferes para los 700 dueños de los vehículos.

Por ahora, y a diferencia con lo que ocurre en la ciudad de Buenos Aires, en la capital provincial no se registran ataques violentos contra choferes no autorizados o daños sobre los autos. Pero está claro que la presencia cada vez más notoria del servicio y los intentos de regulación comienzan a calentar el clima.

Un relevamiento realizado por el sitio de noticias www.221.com.ar determinó las diferencias de precios entre los servicios. El trabajo determinó que un viaje desde la Plaza Belgrano de City Bell, ubicada en el cruce de Cantilo y 14 B, hasta la Plaza Moreno en el centro geográfico de La Plata tiene valores muy diferentes: en un taxi costaría alrededor de $ 300; en remís, sería de $ 240, y en Uber un valor promedio de unos $ 150. De una punta a la otra, una distancia del 100%. “Es el costo de la precariedad y del alto riesgo para la seguridad del transportado”, es la explicación de los taxistas.

Fuente: Clarín