13/06/18

Santiago del Estero: piden desde hace 10 años por el mal estado de los caminos rurales

Productores rurales de la zona de Vilelas, a 40 kilometros de Quimilí, en la provincia de Santiago del Estero, alertaron que desde hace 10 años vienen reclamando, sin éxito, por el mal estado de los caminos de la región. Se trata de una región agrícola relevante.


El mal estado de los caminos en la zona de Vilelas afecta a productores y trabajadores rurales Crédito: Gentileza Nina Filipoff

Así lo expresó Nina Filipoff en una carta que envió a LA NACION. "Toda la zona de Santiago del Estero está igual con los caminos", afirmó. Sobre la zona de Vilelas-El Colorado contó: "De la ruta estamos a 14 kilómetros, se tarda una hora".

Según señaló, se hicieron reclamos por escrito y de palabra desde 2008, "que no han tenido respuesta en los años transcurridos".

"Nos encontramos ante la indiferencia y el abandono por parte de las autoridades, con la esperanza de que nos escuchen y tomen las decisiones que hagan falta para solucionar las difíciles situaciones por las que pasamos productores, trabajadores, contratistas y familias rurales", dijo.

En junio de 2015, varios productores escribieron una carta a Vialidad Provincial reclamando una solución por los caminos rurales. Allí detallan la situación para lo que advierten como "problema histórico". Pese a esa carta, no hubo avances, según la productora.

"Cualquier persona puede imaginar los problemas que se producen en la vida cotidiana en el campo, por el estado intransitable de los caminos rurales. La asistencia a la escuela de los niños y sus maestros se complica cuando los días de lluvia transforman en huellas de barro y agua a lo que con buen tiempo podría ser un camino", señaló Filipoff a LA NACION.

"Todos estos inconvenientes contribuyen a que la familia rural, se mude a los centros urbanos. Los productores, por supuesto, tenemos que afrontar muchísimas dificultades para sacar de los campos las producciones, y conseguir la mano obra necesaria, tanto de trabajadores como contratistas", agregó.

Fuente: La Nación