01/06/18

Al final, sube el precio de los combustibles por el cambio de un impuesto

Entra en vigencia una modificación en un tributo. Este viernes lo publica la AFIP. El aumento es de 1,7%, cerca de $ 0,40.


La reforma tributaria provocará una modificación en el precio de las naftas. Es porque cambiará la aplicación del impuesto a la transferencia a los combustibles (ITC), que antes se calculaba de una manera y -ahora- se hará de otra forma. Esta alteración podría impactar en los precios desde este viernes: las petroleras sólo esperan la reglamentación de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) para avanzar en ese sentido.

La modificación que entrará en vigencia implica un aumento de 1,7% en el precio de los combustibles. La AFIP publicará en las próximas horas la resolución respectiva, según precisaron fuentes oficiales.

“Son $ 20 mensuales más en un tanque lleno”, desdramatizaron desde varias compañías. Allí dicen que el precio del litro de nafta subirá en torno a los 40 centavos.

Las petroleras mantuvieron el jueves una reunión con el ministro de Energía, Juan José Aranguren. Allí se habló de otros temas del sector, vinculados al congelamiento de precios.

El nuevo cálculo para la aplicación del impuesto de Transferencia a los Combustibles (ITC) regirá desde junio a agosto y se basa en la inflación acumulada entre enero a marzo, que fue del 6,7%.

Antes, el ITC se calculaba como un porcentaje del precio de salida de refinería, es decir de un importe que declaraban las petroleras. Ahora es un impuesto fijo, que se actualiza trimestralmente por inflación, sobre el precio de venta al público.

Es la primera vez que se actualiza el impuesto a la transferencia de combustibles (ITC) con la nueva legislación.

Las compañías acordaron con el Gobierno un congelamiento de precios por dos meses. El ajuste que estaba previsto para mayo -al final postergado- era de 12%.

Desde julio, volverán a aumentar todos los meses, en recomposiciones que les permitan recuperar lo que no remarcaron en los últimos 60 días.

Sin embargo, tras la devaluación y la suba del crudo internacional, se estima que la recomposición posterior será mayor a ese 12% no aumentado en mayo.

Eso implicaría que, durante el segundo semestre, las remarcaciones estarán por encima del 2% mensual, según estiman en la industria.

También hay en estudio una compensación que les podría dar el Gobierno por haber mantenido los precios inalterados entre mayo y junio. Todavía no está acordado ese mecanismo.

Por la suba del impuesto, el Tesoro recaudaría en junio más de $ 600 millones adicionales. Fuente: Clarín