08/05/18

Sobre la hora, la Justicia porteña frenó el aumento del Subte

Desde este martes iba a costar $ 11. Pero una jueza le otorgó una medida cautelar a dos legisladores de izquierda.


Frenaron el aumento en la tarifa del subte. Rolando Andrade

A último momento, se volvió a demorar el aumento en el subte. Otra vez la Justicia porteña firmó una medida cautelar pedida por dos legisladores de izquierda, y la tarifa que a partir de este martes tenía que costar $ 11 seguirá en $ 7,50.

Aunque sin relación aparente, esta medida coincidió con la realización de paros y levantamiento de molinetes que vienen llevando adelante los metrodelegados, quienes reclaman la reapertura de paritarias. Esta noche dejaron sin servicio a la línea A, el miércoles pararán la B y el viernes la C.

La cautelar fue pedida por Myriam Bregman y Patricio del Corro, legisladores porteños del Frente de Izquierda. Son los mismos diputados que ya habían cuestionado la audiencia pública del 6 de marzo en la que se había presentado el nuevo cuadro tarifario. En ese momento, el juez Guillermo Scheibler entendió que la difusión de la audiencia pública fue "parcial e incompleta, omitiendo la fecha, lugar y horarios". Al final, la audiencia se repitió el 19 de abril. Entonces, el Gobierno porteño, a través de Subterráneos de Buenos Aires Sociedad del Estado (SBASE), expuso su intención de llevar el costo de los viajes a $ 11 en mayo y a $ 12,50 en junio.

Pero este lunes, sobre la hora, la jueza en lo Contencioso Administrativo Patricia López Vergara volvió a frenar el incremento. En resumen, justificó su medida en la necesidad de contar más información técnica que justifique el aumento tarifario y los subsidios que se le transfirieron a la concesionaria Metrovías.

En el Ministerio de Desarrollo Urbano y Transporte de la Ciudad comentaron que, si bien no habían sido formalmente notificados, anoche ya estaban al tanto de que el cambio tarifario no iba a poder aplicarse y adelantaron que iban a apelar.

“El esquema oficialista es aumentar los subsidios y subirle al usuario las tarifas. Hay que revisar desde el inicio el valor del boleto. Sentimos que es un número que desde hace años se dibuja y por eso no tienen argumentos para explicarlo”, afirmó anoche Myriam Bregman a Clarín.

La tarifa del subte no se modifica desde octubre de 2016, cuando otro incremento también se había retrasado por frenos judiciales.

Según la Ciudad, la tarifa requiere ahora una actualización por el alza de los costos operativos, como consecuencia de la inflación. Tal evaluación fue ratificada a fines de abril en una resolución en el Boletín Oficial, en la que se sostuvo que la tarifa técnica es de $ 18. Esa cifra, que es la que se cobraría sin subsidio, surge de dividir los costos de explotación, que según SBASE son de $ 5.634 millones por año, por los 312 millones de pasajeros que pagan boleto.

La idea era completar la suba el 1° de junio, con otro salto que iba a llevar el boleto a $ 12,5 y así llevarlo un 66% más arriba que ahora. “Estas demoras judiciales tienen mucho costo. Originalmente habíamos propuesto hacer el aumento en tres tramos, por el primer amparo debimos bajarlo a dos. Ahora, cuando esto se destrabe, tal vez tengamos que aplicar todo el aumento en una sola vez , lo tendremos que analizar”, comentaban anoche en el Gobierno porteño.

No solamente los dos legisladores que pidieron el amparo estaban en contra de la suba tarifaria. "Desde el traspaso del servicio de Nación a Ciudad hubo un alza en el precio del boleto de 1036%", dice Gabriel Fucks, Defensor adjunto del Pueblo de la Ciudad. Fue uno de los expositores en la audiencia pública, y para llegar a tal porcentaje toma como parámetro un boleto en 2012 de $ 1,10 y el último de $ 12,50 que iba a correr desde el 1° de junio. Para Fucks la suba tiene un criterio: "Aproximar la tarifa a los montos que se pagan en el exterior y volverla más atractiva para quienes participen de la licitación internacional por la concesión del subte".

Desde febrero, el Gobierno porteño busca un operador de la red, que incluye a las seis líneas actuales (más las que se construyeran a futuro) y el Premetro. El nuevo concesionario se conocería en agosto. Dos meses después después de la última suba. Con Metrovías (del Grupo Roggio y actual concesionario) o con otro, desde SBASE comunicaron que seguirá vigente el sistema que aplica descuentos para quienes más viajes hacen. Las rebajas son progresivas según se hagan más de 20, 30 0 40 viajes. Además hay abonos especiales para los estudiantes y docentes, y no pagan los jubilados y discapacitados. A esto se le agregan las quitas en el marco de la Red SUBE, para quienes combinan medios de transporte en el plazo de dos horas, y que son del 50% o 75% según se empalmen dos o tres viajes.

Cuando la Ciudad se hizo cargo del subte, en enero de 2012, aumentó el boleto de $ 1,10 a $ 2,50. Cuando ese traspaso se completó, al año siguiente, dispuso subsidiar una parte de la tarifa, creando impuestos extras sobre los peajes, los combustibles y los autos de alta gama

Fuente: Clarín