11/05/18

La Legislatura porteña aprobó la eliminación de Ingresos Brutos de las facturas de agua y gas

El precio de esos servicios bajará alrededor de un 4 por ciento. El proyecto regirá hasta fin de año y fue impulsado por el jefe de Gobierno, Horacio Rodríguez Larreta, a tono con el pedido de Mauricio Macri.


Sesión de la Legislatura porteña.

La Legislatura porteña sancionó esta tarde por amplia mayoría la ley que exime del pago de Ingresos Brutos durante el resto de 2018 en las facturas de AySA y Metrogas. La norma fue impulsada por el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, como parte de la respuesta que dio el Gobierno nacional a la ofensiva para limitar los aumentos tarifarios: "limpiar las facturas" de gravámenes provinciales y tasas municipales.

En la Legislatura tuvo amplio consenso: tras un debate intenso quedó sancionada con 52 votos afirmativos, 3 negativos (del FIT y AyL, el partido de Luis Zamora) y 2 abstenciones (PTS-FIT). Se estima que la quita de Ingresos Brutos representará una baja del 4% en las facturas, algo que la oposición consideró "insuficiente".

La presidenta de la Comisión de Presupuesto, la macrista Paula Villalba, sostuvo que "la ley pretende alivianar el alza de las tarifas de los servicios públicos. Busca reducir el impacto del aumento en los vecinos y alivianarles el bolsillo, porque la reducción de ingresos brutos ya se verá reflejado en las facturas del mes próximo”.

La ley votada aclara que el beneficio fiscal "no alcanza a las actividades financieras y los servicios de financiación, así como otras actividades no relacionadas con la prestación de los servicios públicos" por parte de las compañías de gas y aguas.

Aunque hubo varios proyectos, del kirchnerismo, el Bloque Peronista, GEN y el Frente de Izquierda, manifestando preocupación o rechazo a los incrementos del costo de los servicios públicos, primó el del oficialismo y fue el que se sometió a debate y votación.

"Esta iniciativa es bienvenida pero insuficiente y el Gobierno de la Ciudad debería hacer un esfuerzo fiscal más importante a la altura del que le pide a los vecinos ", sostuvo el diputado Juan Nosiglia (UCR), tras asegurar que la eximición del pago de Ingresos Brutos en gas y agua "representaría la disminución como máximo del 4%".

La eximición impositiva será hasta fin de año porque a partir de 2019 "comienza una fuerte reducción de alícuotas en varias actividades económicas y en particular, en las relacionadas a las de los servicios públicos, conforme al Consenso Fiscal firmado por la Ciudad", se explicó durante el debate.

El Gobierno porteño también ofrecerá gratuitamente lámparas led, estimando un ahorro de hasta 14% en el consumo domiciliario. Las eximiciones impositivas a AySA y Metrogas fueron calculadas con un costo fiscal de $ 1.500 millones, que se financiará reprogramando obras previstas en la Ciudad.

Fuente: Clarín