16/03/18

La Ciudad frenó la extensión de parquímetros y acarreo ante una denuncia judicial

La constitucionalidad del procedimiento de licitación fue puesta en duda por un amparo. El PRO quiso modificar la ley, luego se retractó, y ahora pretende ponerlo en marca para octubre


La administración de Horacio Rodríguez Larreta se topó con un bache en su camino para extender el cobro por estacionar vehículos en 10.000 de las 24.400 cuadras de la Ciudad, y extender en varios barrios el sistema de acarreo de coches en infracción.

En diciembre de 2016, la Legislatura aprobó con 33 votos sobre 60 bancas del recinto la salida a concesión del sistema de estacionamiento medido a cinco zonas, que reemplazarán los dos perímetros actuales, circunscriptos al macrocentro, y controlados por las firmas Dakota DakotaSTO y BRDSEC, cuyos contratos vencieron en 2001 y se prorrogan precariamente desde entonces.

Poco después de sancionada la ley, el titular del juzgado en lo Contencioso Administrativo y Tributario 23, Francisco Ferrer, hizo lugar al planteo de un activista que cuestionó la votación en la Legislatura y las mayorías alcanzadas.

La ley N´ 5.728 fue aprobada por mayoría absoluta y en simple lectura, cuando habría necesitado mayoría calificada (40 votos) y acceder al procedimiento de doble lectura.

El asunto es que la ley autorizó en sus anexos que varios predios del dominio público sean puestos en cabeza de los futuros concesionarios como playas de acarreo. Y según la Constitución porteña, la cesión de inmuebles de dominio público implica un proceso más exhaustivo en la casa de las leyes: se debe pasar por un proceso de doble lectura (es decir, votar dos veces la norma, con audiencias públicas de por medio) y lograr una mayoría calificada, que se logra con dos tercios de las bancas.

Visto el freno judicial, el Ejecutivo porteño ingresó un proyecto para quitar los artículos conflictivos y no ver echado al naufragio todo su proyecto. Eso, que pareció un reconocimiento del error, quedó suspendido ya que meses después el oficialismo retiró el texto, y ya no tiene estado parlamentario.

En julio pasado, el juez Ferrer suspendió por tres meses el proceso licitatorio, pero caída esa medida no hubo mayores avances en la causa, ni impedimentos para publicar el pliego de bases y condiciones. Sin embargo, nada se movió ya que el subsecretario de Transporte, Juan José Méndez, como representante de la parte intimada, se comprometió a no innovar hasta tanto existir sentencia firme, algo que reforzó la Procuración, que patrocina las demandas contra el Estado porteño.

Así y todo, fuentes del Ejecutivo se mostraron confiadas en que la Justicia terminará fallando a favor de la administración y afirmaron ante El Cronista que el nuevo sistema de estacionamiento medido y grúas de remolque empezará a funcionar en el segundo semestre, aproximadamente en octubre.

De cumplirse esos pronósticos, en un futuro no muy lejano, se cobrará por dejar el auto en calles de 13 de las 15 comunas, de 8 a 20 en días hábiles, y de 8 a 13 los sábados.

En enero, el Ejecutivo informó que las tickeadoras actuales, que usan cospeles, serán reemplazadas con alrededor de 2.000 terminales multipropósito, multiespacio y autónomas, que permitirán pagar desde el celular se podrá pagar y renovar el tiempo de estacionamiento de forma remota.

Fuente: El Cronista