18/01/18

Ciclistas reclamaron mayor seguridad vial luego de tres muertes en apenas un mes

Unos 500 usuarios de bicicletas y familiares de las víctimas realizaron una pedaleada; exigieron una campaña para alertar sobre la vulnerabilidad del transporte en dos ruedas


Unos 500 usuarios de bicicletas y familiares de las víctimas realizaron una pedaleada; exigieron una campa?a para alertar sobre la vulnerabilidad del transporte en dos ruedas. En Perú al 900 una bicicleta blanca recuerda a una de las víctimas. Foto: LA NACION / Daniel Jayo

Con una pedaleada que arrancó en el Congreso, unos 500 ciclistas reclamaron ayer por visibilización, respeto y una campaña de concientización luego de que en poco más de un mes tres personas murieran atropelladas mientras circulaban en bicicleta por la ciudad.

"La bicicleteada es para manifestarnos contra la violencia vial, porque los ciclistas somos los más vulnerables -explicó Alejandra Gutiérrez, parada junto a su rodado en la Plaza del Congreso-. Si preguntás a los que están acá, casi todos tuvieron un accidente. En mi caso, para pasar un auto, un camión se metió en la bicisenda y me tiró al piso. Estuve mal un tiempo". Gutiérrez tiene 23 años, estudia Derecho y trabaja en un estudio jurídico; se mueve entre esos lugares siempre en su vehículo de dos ruedas.

El evento fue organizado por la agrupación Pedalea como una Piba y participaron varias otras, como ¡Rayos y Cubiertas!, Mujeres sin Frenos y Bicivilizados, además de familiares de víctimas, como la Asociación Civil Madres del Dolor.

Los números encendieron las alertas: en solo 35 días, tres ciclistas perdieron la vida en tragedias protagonizadas por colectivos a alta velocidad. El primer caso ocurrió el 6 diciembre; como todos los días, Franco Sánchez, de 19 años, se dirigía en bicicleta a su trabajo. Circulaba por la calle Cachi, en Pompeya, cuando al cruzar Traful fue embestido por un interno de la línea 70. Según Johanna, su hermana, una pasajera del colectivo relató que la unidad venía muy rápido y pasó en rojo. Franco fue trasladado al Hospital Penna, donde falleció horas más tarde.

En la pedaleada se notó la presencia de jóvenes y mujeres, y se denunció la invisibilización que sufren los ciclistas cuando circulan por las calles. "Las víctimas fueron por negligencia vial. No nos toman en cuenta y nos quieren hacer creer que solo podemos andar por las bicisendas, pero no es así", opinó Catalina Barros. El grupo se dirigió primero al Ministerio de Transporte de la Nación, frente a la Plaza de Mayo, donde hubo una "sentada", y después a los diferentes barrios en los que ocurrieron los accidentes mortales: San Telmo, Pompeya y Caballito. En varias ocasiones se recordaron los nombres de las víctimas y los familiares dijeron algunas palabras.

"Anduvo en bici toda la vida, era una ciclista experimentada y ella me enseñó a mí a andar. Doy fe de que no hubo una maniobra inconsciente de su parte", dijo Joaquín Osswald sobre su hermana Sofía, de 26 años, que falleció el 3 de enero cuando el móvil 50 de la línea 126 la atropelló mientras circulaba con su bicicleta por la calle Perú al 900. En un video obtenido de un local comercial se ve al colectivo intentando sobrepasar a Sofía justo donde hay un contenedor de basura. "De un lado había obras de Edesur; del otro, contenedores y autos estacionados. Si se incentiva el uso de la bicicleta, que se haga una ciudad amigable para ellas", reclamó.

Los manifestantes se quejaron también de la falta de cifras concretas. Argentina en Bici (ABI) reúne a más de 35 agrupaciones de todo el país. Ante la ausencia de estadísticas oficiales, lleva un registro propio utilizando publicaciones de prensa. "Queremos datos, pero no para contar muertes, sino para trabajar y tomar medidas -explicó Jimena Pérez Marchetta, de ABI-. Apuntamos a la convivencia vial, desde la educación y también desde la fiscalización: hay muchas leyes, pero en la calle no se fiscalizan".

Según la Secretaría de Transporte porteña, en 2009 menos del 1% de los viajes se hacían en bicicleta; hoy esa cifra supera el 3,5% del total. Sobre los accidentes, un informe del Observatorio de Seguridad Vial de la Ciudad indica que en 2016 hubo 524 siniestros viales con participación de bicicletas (un 6% del total) y una víctima mortal. Néstor Sebastián, presidente de la Asociación de Ciclistas Urbanos (ACU), opinó que aunque no hay un aumento de la siniestralidad, tampoco hay conciencia sobre los riesgos que implica moverse. "La seguridad vial siempre estuvo manejada por la industria automotriz y nunca se hizo hincapié del riesgo que significan 1500 kilos moviéndose a gran velocidad. Tres muertes en un mes son para prender las luces amarillas", explicó.

El último caso ocurrió el 10 de enero. Isabel Vera, de 45 años, fue embestida por un colectivo de la línea 26, en Valle y Del Barco Centenera, Caballito. Según testigos, la mujer conducía por la ciclovía de Valle y estaba cruzando la esquina cuando fue impactada a más de 60 km/h por un colectivero que venía huyendo de un motociclista con el que había mantenido una discusión en el semáforo anterior.

Para Fernando Bergami, del festival de ciclismo urbano ¡Rayos y Cubiertas!, el principal problema que sufren tanto los ciclistas como los peatones es la falta de perspectiva que tienen los conductores de autos y los colectivos sobre su vulnerabilidad.

Consultados sobre el reclamo, voceros de la Secretaría de Transporte porteña respondieron que para cuidar a los ciclistas "se hicieron cursos especiales con conductores de colectivos, se bajó a 30 km/h la velocidad en las calles con ciclovías y, de acá a 2019, se crearán 50 km más de ciclovías protegidas".

Fuente: La Nación