20/12/17

Aerolíneas Argentinas: un nombramiento llamativo

A un año de la salida de Isela, ascienden a un funcionario con llegada directa a Lopetegui y Quintana.


El actual director financiero de Aerolíneas Argentinas, Abbott Reynal, pasará a ser el gerente general de la empresa, un cargo que estaba vacante y que a partir de ahora podría convertirse en un nuevo polo de poder dentro de la empresa estatal: Reynal llegó a la función pública de la mano de los ministros coordinadores Mario Quintana y Gustavo Lopetegui, quien en 2016 habían promovido su nombramiento dentro de la Jefatura de Gabinete y, desde desde hace diez meses, como responsable financiero de Aerolíneas.

Voceros de la empresa aseguraron que el nombramiento de Reynal “es porque el puesto de gerente general estaba vacante desde el momento en que eligieron a Mario Dell'Acqua como presidente” quien, agregaron, seguirá como titular de Aerolíneas. “No hay ningún reemplazo, Mario sigue como presidente”, agregaron los voceros.

Hace casi un año, el 21 de diciembre, el Gobierno desplazó a Isela Costantini de la presidencia de Aerolíneas. En aquel momento se habló de una renuncia por “motivos personales”, pero al poco tiempo el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, admitió que en el Gobierno había mucho fastidio por la paritaria que había firmado entonces Costantini, que entre aumentos fijos y variables sumaban un 42%, uno incrementos salariales más fuertes de ese año.

Ahora ocurre una situación con no pocos paralelismos: Aerolíneas y los gremios aeronáuticos tienen cerrada una negociación paritaria que otorga un aumento nominal del 17%, pero que con la incorporación de sumas no remunerativas y otros adicionales llega hasta el 24%. En casos puntuales, como la Asociación Argentina de Aeronavegantes, el incremento de bolsillo podría llegar al 28%. Son incrementos que empatan o superar las estimaciones de inflación para todo el año, que según consultoras privadas rondaría entre 24% y 25%.

En ese contexto, mañana Reynal será oficialmente designado nuevo CEO de la empresa, jerárquicamente por debajo de Dell'Aqua, pero con el poder de fuego que le otorga la línea directa con Quintana y Lopetegui.

Ex director corporativo del banco holandés Rabbobank, Abbott José Reynal había sido designado a mediados de 2016 como coordinador de empresas estatales de la Jefatura de Gabinete. Pocos meses más tarde, cuando Pablo Miezdiak dejó su cargo de director financiero (CFO) de Aerolíneas para retornar a la actividad privada, Reynal pasó de analizar las empresas públicas a ocuparse de las finanzas de una de las empresas estatales de perfil más alto. Hasta esta semana.

Fuente: Clarín