17/11/17

Un rayo golpea a un avión

La nave recién había despegado de Amsterdam. El efecto Jaula de Faraday, clave para que no sufriera daños.


Un rayo atraviesa un avión al poco de despegar en Amsterdam.

Se calcula que un avión recibe el impacto de un rayo por cada 1.000 horas de vuelo. La descarga eléctrica no supone ningún peligro para los pasajeros, gracias al efecto conocido como Jaula de Faraday. A pesar de eso, ver cómo un rayo alcanza a una aeronave sigue sorprendiendo y asustando, como ocurrió hace unos días con un vuelo que partía de Amsterdam.

Sucedió el lunes, mientras había una tormenta eléctrica sobre la capital holandesa. El Boeing 777-300 de la compañía KLM pudo despegar sin problemas y partir rumbo a Lima. Pero minutos más tarde recibió el impacto de un rayo. Entró por el morro o nariz del vehículo y salió por el ala izquierda sin provocar daño alguno.

Las imágenes de lo ocurrido las pudo capturar un videoaficionado en el aeropuerto Amsterdam-Schiphol y las compartió en su canal de YouTube, llamado Valk Aviation. El hipnotizante video se hizo viral y superó el millón de reproducciones en unos días.

El vuelo continuó con su camino y llegó a Perú sin que los pasajeros o la tripulación sufrieran ninguna consecuencia. El principal motivo es porque los aviones comerciales modernos son excelentes Jaulas de Faraday. Esta teoría --descubierta por el físico Michael Faraday-- afirma que el campo electromagnético en la región interior de un conductor es cero, anulando el efecto de los campos externos que puedan afectar al conductor. Esto explica por qué, cuando un rayo impacta sobre un avión, las descargas eléctricas circulan por el exterior de la nave y no llegan a afectar al interior.

Fuente: Clarín