30/10/17

Empresas brasileñas apuestan a ganar la próxima licitación ferroviaria en Argentina

Empresas fabricantes de la industria ferroviaria brasileña estarán participando de la próxima licitación global para comprar más de 1300 coches de tren eléctricos que lanzó el Ministerio de Transporte para el sistema de tránsito del área metropolitana de Buenos Aires. El proyecto despertó interés en grandes firmas de ingeniería asiáticas y europeas pero las brasileñas confían en que sus precios competitivos las ubican al mismo nivel que el resto de las competidoras.


"Esta licitación es una de las mayores del mundo actualmente y capta intereses de muchos países y de Brasil principalmente. El mundo estará aquí y la competencia va a ser muy fuerte. Y por lo menos tres empresas brasileñas van a estar participando", anticipó Vicente Abate, presidente de Abifer, la asociación brasileña que nuclea a todas las empresas ferroviarias que operan en ese país. Y destacó que ya están en avanzadas negociaciones con el BNDES, el Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social, para obtener el financiamiento necesario.

El Gobierno nacional espera invertir unos u$s 2000 millones en la compra de los vagones, que llevarán a más del doble la actual flota de 1346 coches. La compra es parte de un plan integral de u$s 14.000 millones para renovar el sistema de tránsito de la ciudad y sus alrededores hasta 2023. El Ministerio aceptará ofertas hasta el 14 de noviembre y una de las principales condiciones es que al menos el 20% de los componentes de los coches sean fabricados en la Argentina.

Este año, grandes firmas globales de ingeniería como la alemana Siemens, la canadiense Bombardier, la china CRRC y la francesa Alstom participaron de una sesión de información sobre la licitación. Mientras que el embajador de Japón en la Argentina dijo después a Reuters que varias empresas importantes de su país, incluidas Marubeni Corp y Mitsui & Co, estaban interesadas en el proyecto y podrían presentar ofertas bajo la forma de un consorcio.

Con todo, Abate cree que las compañías brasileñas tienen varios puntos a favor, entre los que enumeró la cercanía que abarata costos logísticos, los precios competitivos y el probable apoyo del Gobierno para la financiación. "La cantidad de trenes de esta licitación es muy alta y por esa escala vamos a ser más competitivos de lo que ya somos", indicó el titular de la asociación.

Actualmente, la industria brasileña es proveedora regular de ruedas ferroviarias y otros materiales de repuesto como enganches y frenos para trenes argentinos y, en años anteriores, entregaron vagones para Minera La Alumbrera y locomotoras para Ferrosur Roca.

"En América Latina hay nuevos Gobiernos, como el de Mauricio Macri, que están haciendo un esfuerzo para aumentar el transporte por ferrocarriles, sea de carga o de pasajeros. Incluso también en Brasil, pero el proyecto de mayor monto es el de la Argentina", indicó Abate.

Por su parte, José Villafañe, secretario general de Alaf, Asociación Latinoamericana de Ferrocarriles, señaló que realidad ferroviaria que tiene por delante en la Argentina es alentadora. "El Gobierno nacional está llevando adelante un proyecto muy profundo e intenso de recuperación del sistema ferroviario. El deterioro y abandono que sufrieron los trenes en la Argentina también se dio en otros países, pero ahora la que encabeza ese proceso de recuperación es la Argentina. Se empezó a dar hace un tiempo pero ahora se intensifica", señaló

Fuente: El Cronista