23/08/17

Más de 365 mil vehículos pasaron por la VTV y el 23 % tuvo observaciones

El 13 % no superó el control y al 10,35 % le encontraron fallas. Los problemas clave son con los frenos, luces y neumáticos. Cómo es el trámite.


Planta. Hay siete en Capital. El trámite cuesta $ 802 para autos y $ 301 para motos. Demora 20 minutos. / Emmanuel Fernández

A poco de cumplir su primer año, la Verificación Técnica Vehicular (VTV) va alcanzando a gran parte del parque automotor porteño. Desde octubre hasta hoy, 365.138 autos y motos ya pasaron por las siete plantas de control. El 13% de los vehículos no la superó y otro 10,3% tuvo fallas menores.

Según informó la Secretaría de Tránsito y Transporte de la Ciudad, julio fue el mes con más asistencia, ya que unos 58.698 vehículos realizaron el trámite.

Desde el comienzo, 28.0218 vehículos, el 76,7% del total, pasó el control. En cambio, 47.314 fueron rechazados y otros 37.606 tuvieron que volver a la planta tras reparar algunos desperfectos menores.

Entre los rechazados, las fallas más comunes estuvieron en las luces, los frenos y los neumáticos, o bien porque se detectó que contaminaban. Para los “condicionales”, la suspensión, la contaminación y los neumáticos fueron las principales causas.

La VTV es anual y obligatoria para todos los autos con más de tres años de antigüedad o 60.000 km. de uso. Para las motos, a partir de un año.

Los vehículos deben ir por tandas de acuerdo al último número de su patente: 0 en octubre, 1 en noviembre, 2 en febrero y así sucesivamente. El mes que viene tienen que completar la ronda los que tienen el 9.

El turno para ir a la planta se puede pedir con hasta 60 días de anticipación, llamando al 147 o ingresando a www.buenosaires.gob.ar/VTV).

Las verificaciones pueden realizarse de lunes a viernes de 8 a 18 y los sábados de 8 a 13. Cuesta $ 802 para los autos y $ 301 para las motos, y se debe abonar por anticipado mediante Mercado Pago, Rapipago o Pagofácil. El trámite dura sólo 20 minutos y ni siquiera hace falta bajarse del auto. En la planta entregan una oblea y un comprobante.

Los controles a los vehículos están directamente relacionados a la seguridad vial. Un estudio español confirmó que la VTV evita que se maten unas 170 personas por año en accidentes y que cerca de 11.000 sufran heridas en esas circunstancias.

Los vehículos que circulen sin el comprobante de la VTV pueden recibir una multa de $ 1.040, mientras que quienes no hayan pasado por el control pueden ser sancionados con $ 4.160.

”El principal objetivo de la VTV es mejorar la seguridad vial. A diez meses de su comienzo, el 76,7 % de los vehículos que realizaron el trámite comprobaron que cumplen con las condiciones básicas para circular, mientras que el resto pudo identificar sus fallas y revisarlas, disminuyendo la probabilidad de provocar un siniestro”, aseguró Juan José Méndez, secretario de Transporte de la Ciudad.

Según estableció en 1994 la ley N° 24.449, la VTV es un requisito obligatorio en todo el país. Sin embargo, cada provincia debe tener su norma local para aplicarla. La Ciudad recién la sancionó a fin de 2006 y luego la demora continuó porque no se realizaba la licitación. De hecho, el pliego fue votado, modificado y luego vuelto a sancionar. La concesión se efectivizó recién a mediados de 2015.

Fuente: Clarín