04/08/17

Instalan semáforos de piso para adictos al celular

Buenos Aires será la segunda ciudad del país, después de Rosario, en contar con semáforos horizontales para prevenir que peatones distraídos por sus dispositivos tecnológicos sufran graves accidentes en las bocacalles.


La costumbre de cruzar la calle mirando la pantalla de los dispositivos móviles está generando cada vez más accidentes en la vía pública. Tanto que en varias urbes del mundo las autoridades decidieron tomar cartas en el asunto y empezaron a instalar "semáforos horizontales" en las esquinas más transitadas, para alertar a los peatones que cruzan mirando al piso.

En la Argentina, Rosario fue pionera en implementar esta solución a comienzos de este año, y le sigue la Ciudad de Buenos Aires, a partir de la aprobación ayer por parte de la Legislatura Porteña, de un proyecto del diputado Marcelo Guouman, para instalar este tipo de luminarias en las esquinas más transitadas de la ciudad.

La implementación de la ley será progresiva, "empezando a los 180 días de su publicación en el boletín oficial de la ciudad y no superando los 3 años desde la sanción", informó el Ministerio de Transporte porteño. La Ciudad ya cuenta con uno de estos semáforos funcionando desde junio en la esquina de las Avenidas del Libertador y Ramos Mejía, en la zona de Retiro, y hay un segundo instalado a modo de prueba en el cruce de Santa Fe y Oro, en el barrio de Palermo.

Se trata de luminarias embutidas en el pavimento con luces LED (diodos emisores de luz), de bajo consumo y alto poder lumínico, en dos colores: verde y rojo. Las mismas, refuerzan el semáforo peatonal pero no lo reemplazan, y cuando el tiempo de cruce está por cambiar se vuelven intermitentes. Su intensidad es más fuerte que la de las pantallas de los móviles, por lo que capta primero la atención del peatón.

El desarrollo de los equipos ya instalados estuvo a cargo de la compañía de origen austríaco Kapsch, especializada en tránsito inteligente y soluciones de ordenamiento vehicular. La ley sancionada ayer no especifica cuántos de estos semáforos se instalarán, quiénes los fabricarán ni cuál será el presupuesto destinado a esta iniciativa, cuestiones que decidirá la autoridad de aplicación.

Hoy, el 25% de los accidentes de tránsito urbanos involucran a peatones, que suelen ser los que peores consecuencias llevan. Según un informe del Observatorio Vial Latinoamericano, publicado en 2016, el 16% de las personas cruzan calles o avenidas mirando sus dispositivos electrónicos, lo que reduce su capacidad de atención.

El estudio, que se realizó observando el comportamiento de peatones en diez esquinas de la ciudad, comprobó además que un 20% de los peatones no respeta el semáforo y se lanza a cruzar mirando si los autos detienen su marcha o no. Los accidentes viales son una de las principales causas de muerte y lesiones en personas jóvenes. En la Ciudad de Buenos Aires, el 57% de las víctimas de tránsito tienen entre 15 y 34 años.

Fuente: Cronista