10/07/17

Bjørn Kjos: "No debería ocurrir que solamente la gente rica pueda viajar en avión"

El fundador y CEO de la aerolínea low cost Norwegian, que prevé comenzar a operar en el país, dice que la Argentina es una "joya escondida" para el turismo


Bjørn Kjos: "No debería ocurrir que solamente la gente rica pueda viajar en avión". Foto: LA NACION

OSLO.- Bjørn Kjos, fundador y CEO de Norwegian, la aerolínea low cost que planea comenzar a volar los cielos del país a fines de este año, recuerda, al hablar de la Argentina, cómo eran las cosas hace unos años en Noruega. "Las tarifas eran muy altas, sólo la gente rica podía volar. No debería ser así", apunta Kjos, en una entrevista exclusiva con LA NACION en las oficinas de la empresa, en las afueras de Oslo.

Kjos no ahorra entusiasmo al hablar de la Argentina: dice que es una "joya escondida", uno de los "mejores lugares turísticos para visitar", y que existe una "posibilidad fantástica" y "un enorme potencial para ampliar el mercado". Sentencia: "Lo tienen todo. Sólo tienen que usarlo". No parece preocuparle la competencia con Aerolíneas Argentinas (subsidiada) ni con otras aerolíneas low cost. "Necesitamos tener competidores. Siempre debería haber competidores, porque así la gente tiene la opción de hacer lo que quiere. Y eso es lo mejor", define. Pero advierte: "Un Gobierno no debería gastar dinero en una empresa". Kjos ve un mercado prometedor, en transición; un Gobierno "muy eficiente" y "de los más profesionales" con los que ha lidiado, y un país en la dirección correcta. Y quiere hacer lo mismo que hizo en Noruega y en Europa: poner más gente en aviones.

Norwegian volará en el país con pilotos y tripulación argentinos. El vuelo a Londres, el primero a Europa, comenzaría en febrero. Luego se sumarán otras capitales.

-¿Por qué decidió invertir en la Argentina?

-Creo que la Argentina tiene una posibilidad fantástica para ser uno de los mejores lugares turísticos. Yo digo que es una joya escondida. Tiene un enorme potencial entre los europeos y los estadounidenses. Y la Argentina consiguió una administración muy eficiente, un nuevo gobierno que realmente promueve el turismo. Es una estrategia muy sabia. Es muy interesante para nosotros llevar a los turistas a allí, y ver que se parece mucho a cuando empezamos en Noruega, en el 2002. Las tarifas eran muy altas, sólo los ricos podían volar. No debería ser así. Hoy, en Noruega mucha gente viaja, y SAS estaba allí antes y sigue ahí. Creamos un volumen mucho mayor para todos.

-¿Cree que se verá lo mismo en la Argentina?

-Creo que verás lo mismo. Es un mercado enorme, mucho más grande que Noruega y pocas personas vuelan. Se puede estimular el mercado, debería ser mucho, mucho más grande. Si ves el negocio como robar pasajeros, nunca tendrás éxito. Tenés que construir el mercado y dar a nuevos pasajeros la posibilidad de volar.

-¿Qué desafíos distintos encontró en la Argentina?

-No es tan diferente. Hay algunas diferencias, pero siempre hay diferencias, entre Noruega y Suecia, entre Noruega y Dinamarca. Hay diferencias entre todas las naciones. Sí, es diferente. Si llevás turismo a la Argentina, el país es tan grande que tenés que volar. Los turistas no están acostumbrados a pasar dos o tres días en autobuses, por lo que tienen que volar para ver la Argentina. Tenés que construir volumen, construir una red en la Argentina y hacer volar a la gente porque de lo contrario podrían ir a ciudades como Córdoba o Buenos Aires pero no verán lo que se puede ver en la Patagonia, por ejemplo.

-¿Cómo acomoda su negocio a un sistema de banda de precios como el vigente en la Argentina?

-Solía ser así en muchos lugares. Incluso en Noruega, donde una aerolínea fijaba las tarifas. Podés vivir con eso. La gente debe tener la posibilidad de volar. Muchos, obviamente, toman ómnibus, pero sobre todo para las distancias muy largas es necesario volar.

-¿Cómo funciona una aerolínea low cost con una banda de precios?

-Miramos la banda y es bastante amplia. Obviamente, es factible. Pero también estoy pensando qué es lo mejor para el público, qué es mejor para la gente. Y lo mejor para la gente siempre debe ser lo mejor para las aerolíneas. ¿Es mejor tener un precio mínimo? ¿O es mejor tal vez ir poco a poco a un mercado libre? También debemos tener en cuenta lo que es mejor para la gente.

-¿La Argentina va hacia un mercado libre?

-Otros países han pasado por lo mismo. Han pasado de un jugador a varios jugadores, como en Europa. La gente puede tener más acceso a los viajes. Como he dicho, no debería ser de una manera que sólo los ricos puedan viajar. Debe ser para todos.

-¿Qué deberían esperar los argentinos de Norwegian?

-Creo que si quieren volar Aerolíneas Argentinas, deben seguir volando Aerolíneas Argentinas, y si quieren volar Norwegian, deberían hacerlo. Tenemos que construir nuestro propio mercado, ampliar el mercado. De lo contrario, nunca tendremos éxito.

-¿Compiten o se complementan con Aerolíneas?

-Ambos, pero si no podés ampliar el mercado nunca tendrás éxito. Hay que ampliar el mercado, hay un enorme potencial para expandirlo.

-¿Cómo ve el vínculo con los sindicatos?

-Los sindicatos también quieren que se creen puestos de trabajo. No puedo entender por qué no deberían quererlo. Tenemos sindicatos en cada país en el que volamos y donde tenemos bases. Y depende de los empleados, si quieren estar en un sindicato o no, no depende de mí decidir. Si quieren estar sindicalizados, bien. Deberíamos hacer lo mejor para la gente y el pasajero. Es lo mejor para todos.

-¿Cómo considera que estará la operación dentro de diez años?

-Es difícil saber, pero si tenemos éxito, deberíamos haberle dado a la mayoría de los argentinos la posibilidad de volar, y hay 45 millones de personas. Es un mercado enorme y si podemos volar debemos ser capaces de volar en diez años diez veces más turistas en el país de los que tenés hoy. Es factible.

-¿Qué lo hace ser optimista sobre la Argentina?

-Hay mucha gente trabajadora en la Argentina, y tienen la naturaleza. La Argentina es una posibilidad fantástica, [puede haber] una gran demanda de turistas al país. Lo tienen todo. Sólo tienen que usarlo. Y la gente debería ser consciente de la belleza de la Argentina, y no puede ser tan caro volar desde Estados Unidos o Europa a la Argentina como lo es hoy. Debería haber tarifas mucho más bajas. Entonces sube el volumen de gente volando a la Argentina.

-¿Volar será tan barato comoen Europa?

-Tomará algún tiempo. Necesitás más competencia para hacer eso. Y es mejor para la gente. Normalmente, toma tiempo. Pero debería ser mucho más barato volar desde Europa. Es extremadamente caro y debería haber tarifas mucho más bajas.

Fuente: La Nación