04/11/16

GAS NATURAL FENOSA y SEDIGAS asumen la Secretaría General de la Unión Internacional del Gas (IGU) por un período de seis años

Luis Bertrán, directivo de GAS NATURAL FENOSA, ejerce desde hoy de secretario general de la organización internacional, cuya sede se ubica en Barcelona. Por primera vez desde que entró a formar parte de la IGU en 1951, España acoge la sede de la secretaría general de este organismo internacional creado en 1931 y que agrupa asociaciones y corporaciones del gas de 91 países.


GAS NATURAL FENOSA y la Asociación Española del Gas (Sedigas) asumen la secretaría general de la Unión Internacional del Gas (IGU) desde hoy y por un período de seis años, tras tomar el relevo a Statoil y la Asociación Noruega de Gas.

El nuevo secretario general es el español Luis Bertrán, quien ha ocupado distintos cargos de responsabilidad en GAS NATURAL FENOSA y sustituye en el puesto al noruego Pal Rasmussen.

Con ello, España acoge la sede de una asociación de rango internacional y de alta importancia como es la IGU. Sedigas entró a formar parte de esta organización en 1951 y será Barcelona la ciudad que acogerá la sede de la IGU durante los próximos seis años, ubicando las oficinas de la Secretaría en la sede central de GAS NATURAL FENOSA en la ciudad Condal. La multinacional energética contribuye a la Secretaria de la IGU aportando Ios medios materiales y humanos necesarios para el funcionamiento de la organización al mismo tiempo que acoge colaboraciones de profesionales de otros países, configurando una asociación internacional, moderna e influyente en la participación del gas natural en el futuro sistema energético mundial.

Para el consejero delegado de GAS NATURAL FENOSA, Rafael Villaseca, “conseguir la secretaría general de la IGU para España, hito para el que esta compañía ha trabajado duro durante los últimos años, es doblemente significativo por lo que supone de hito singular y porque coincide con un momento de especial importancia para la industria gasista".

"El planeta se enfrenta al gran reto de lograr una economía baja en carbono y GAS NATURAL FENOSA va a liderar a través de su papel en la IGU el debate de la transición energética y va a participar activamente en las decisiones que se van a tener que tomar para lograr este objetivo", añade el consejero delegado de la compañía.

Asimismo, el presidente de Sedigas, Antoni Peris, destaca también "el esfuerzo realizado para lograr traer la secretaría general de la IGU a España y a Barcelona, ciudad de referencia de la industria del gas a nivel europeo y mundial", y explica que “el gas natural es una de las energías que más crecerá en los próximos años por su papel fundamental en el reto de la transición energética".

Para Antoni Peris, "la secretaría general de la IGU aportará a Sedigas y también a GAS NATURAL FENOSA notoriedad a nivel internacional, acceso a la información sobre el debate energético y una notable capacidad de influencia".

Grupo de expertos para la secretaría general española

Como secretario general, Luis Bertrán contará con un grupo internacional de expertos que serán los encargados de desarrollar las acciones que permitirán ejercer la función de la IGU como portavoz de la industria del gas a nivel mundial. En palabras del propio Lluís Bertrán, “las líneas de trabajo fundamentales para esta etapa serán la prescripción del gas natural como una energía que contribuye a una mejor calidad el aire; el gas natural como energía de transición que propicia el crecimiento económico en zonas en vías de desarrollo y, finalmente, el papel del gas natural en un futuro y sostenible mix energético”.

Luis Bertrán (Torrelles de Foix, 1959) es ingeniero químico industrial y ha desarrollado su carrera en el sector gasista, siempre con un marcado carácter internacional. Trabajó en México como Director Técnico responsable de diseño, construcción y mantenimiento de los gasoductos de transporte y redes de distribución de GAS NATURAL FENOSA. De vuelta a España, ocupó el cargo de Director de Gestión de Activos de Transporte y Distribución y fue nombrado posteriormente Director General de Gas Natural Commercialisation France y Director General de Gas Natural Europe. Hasta su nombramiento como Secretario General de la IGU ocupaba el cargo de director de Planificación y Servicios Minoristas.

Unión Internacional del Gas (IGU)

La Unión Internacional del Gas, que actualmente preside el estadounidense David C. Carroll, cuenta en los próximos años con importantes retos como son la puesta en valor del gas natural como la energía clave en la transición hacia una economía baja en carbono, y la consolidación de la IGU como una organización de referencia con voz propia en los principales foros internacionales.

España forma parte de la Unión Internacional del Gas desde 1951 a través de Sedigas. Reconocida hoy en día como la portavoz de la industria del gas en todo el mundo, la IGU es una organización creada en el año 1931 con el objetivo de promover el progreso político, técnico y económico del gas natural. En estos momentos, cuenta con 152 miembros, en 91 países, y representa el 95% del mercado mundial de esta energía. Su dinámica de trabajo, basada en la actividad que desarrollan diferentes grupos de trabajo en los que participan más de 900 expertos, incluye el desarrollar la influencia global de la industria del gas actuando como portavoz global.

La IGU organiza además, cada tres años la Conferencia Mundial del Gas (WGC), el IGRC y el LNG Conference&Exhibition.

La International Gas Research Conference (IGRC) es uno de los eventos de innovación técnica más importantes en la industria del gas natural y se celebra cada tres años en un país distinto. La próxima edición se celebrará en mayo 2017 en Rio de Janeiro.

La Conferencia Mundial del Gas (WGC) está organizada por la Internacional Gas Union, con el objetivo de promover el progreso técnico y económico de la industria. Al incluir toda la cadena del gas, es el mayor evento de la industria del gas en el mundo. La próxima edición se celebrará en Washington en 2018.

El LNG Conference & Exhibition es el mayor evento internacional en GNL organizado por la industria y para la industria del GNL. Se celebra cada tres años alternando entre países productores y consumidores. La próxima edición se celebrará en 2019 en Shanghai.

Barcelona, ciudad pionera en el gas y capital histórica de su desarrollo

Barcelona fue la primera ciudad de España en disponer, en 1843, de una fábrica de gas, en unos terrenos del barrio de la Barceloneta donde ahora precisamente se levanta la sede de GAS NATURAL FENOSA. En esos años, muchas de las calles de Barcelona se iluminaban con gas y la ciudad hacía diseñar sus farolas de gas a algunos de sus mejores arquitectos, como Antoni Gaudí.

Ya en el último tercio del siglo XIX, en Barcelona convivían hasta cuatro fábricas de gas, propiedad de distintas empresas, con las que se proveía tanto al alumbrado público como al particular. Cuando en los años veinte del pasado siglo la electricidad arrebató al gas el mercado del alumbrado, la industria se vio obligada a buscar nuevos usos comerciales y apostó entonces por las aplicaciones del gas en la cocina.

A finales de los años sesenta del siglo XX, el puerto de Barcelona acogió la primera planta de regasificación de España, con el objetivo de empezar a importar gas natural de Libia, y posteriormente de Argelia, y distribuirlo a través de una red de comercialización en la zona. El primer metanero español, botado en 1970, llevó por nombre “Laietà”, el gentilicio de los primeros pobladores de Barcelona.

La secretaría general de la IGU recoge ahora para Barcelona el testigo de una historia estrechamente ligada a la industria del gas desde hace más de 170 años.

El hecho de que la secretaría general de la IGU recaiga en España permitirá que no solamente Barcelona, donde se ubicará la sede, sino que el resto de ciudades españolas tendrán la oportunidad de beneficiarse de la comunicación e influencia de eventos de gran trascendencia en el sector energético y especialmente gasista durante los próximos años, y muchos de ellos impulsados directamente por esta organización.

Barcelona, 3 de noviembre de 2016.